Las Dalias. El mercado artesano con mas solera "desde 1954"

Si durante tu viaje a Ibiza pasas al menos un sábado en la isla blanca, hay un lugar de visita obligatoria en el que poder pasar buena parte del día y disfrutar tanto con amigos como en pareja o en familia. Este lugar se trata del patio del restaurante las Dalias, en el se celebra un mercado artesano que, por tradición y veteranía, seguramente sea de los mercado más famoso del mundo.


Situado en el kilómetro 12 de la carretera de San Carlos, una visita a Las Dalias parece el complemento perfecto a una mañana en la Cala de San Vicente. Eso sí, tened en cuenta que estamos hablando de un mercado famosísimo, así que si acudís en verano no esperéis encontraros con poca gente, más bien al contrario, la masificación está asegurada.
Hay que remontarse hasta 1954 para llegar a la inauguración de Las Dalias, que empezó como bar de  carretera sede de bodas, bautizos y convites varios. Por aquel entonces, Ibiza aún era una desconocida. Con la explosión turística en la isla, Las Dalias se adaptó y comenzó a ofrecer espectáculos musicales unidos a barbacoas.
Pero no fue hasta los 70 que, con la llegada de los hippies, Las Dalias se convertiría en el mercado que es ahora, y que le ha convertido en un lugar a la vez que popular y especial, con carácter propio.


Os decía que es genial visitar Las Dalias tras una mañana en la playa, y lo digo con conocimiento de causa, nada mejor que nadar para abrir el apetito y poder disfrutar de los platos que se ofrecen en el restaurante. Todo natural, unas ensaladas simples pero deliciosas. Nada de nouvelle cuisine o salsas elaboradas. Cuando la materia prima es buena...
Y con el estómago lleno, lo mejor es perderse hasta que llegue el atardecer por las callejuelas que los puestos forman, un laberinto de colores y olores que sin duda te harán caer en una pequeña vorágine de consumismo, eso sí, consumismo alternativo, por una buena causa, con buen rollo detrás, que hace que ni te importe sacar la billetera.

El mercado de Las Dalias abre todos los sábados del año de las 10:00 a las 18:30 horas, y durante el verano también los lunes y algunos domingos por la tarde, eso sí, el ambiente es, por lo que tengo entendido, bastante distinto al de los sábados los domingos parece ser una especie de after repleto de drogadictos desfasados de esos de los que por ellos está perdiendo tantos puntos la Isla.


Comentarios